LA CALLE DE LOS POETAS. NOMINAR EN LA PATAGONIA. Graciela Cros

Haber habitado los pueblos de la Patagonia en oleadas migratorias fundacionales, ha permitido historias como ésta. No era extraño encontrar una calle con numeración par e impar en la misma vereda, con números a gusto y criterio de los habitantes de las casas. Pero es otra la historia que Graciela Cros narra en su relato; dar nombre es como dar vida.

Bariloche, Río Negro. Coordenadas: 41º 48’ 00” S -71º 18’ 37” O

 

El año pasado, 2019, en el contexto actual parece que fue hace un siglo, hubo un par de circunstancias que me llevaron inesperadamente a redescubrir la calle Los Poetas de Bariloche. Esta calle (sin salida), así lo señala el cartel, es de tan sólo una cuadra de extensión y está a la altura del Km. 8,200 de Avenida de los Pioneros en el Barrio de Playa Bonita. En reiteradas oportunidades la periodista y amiga Marta Carbonero me propuso que hiciéramos público el origen de este nombre de la calle y, debo confesar, por pudor o no sé qué, no la acompañé en la iniciativa. Marta Carbonero quería que celebráramos allí el día de la poesía, que hiciéramos lecturas, grabáramos videos, ideas todas hermosas que no logramos concretar. ¡Mea culpa Marta!

Ocurrió que el año pasado en el mes de agosto vino a Bariloche la poeta española Concha García a presentar dos de sus últimos libros, “Ciudades escritas” y “Desvío a Buenos Aires”, y salimos a dar algunos paseos, sobre todo a mostrarle, yo, en mi carácter de local, sitios que para mí guardaban un significado especial. Así fue que la llevé a conocer la calle Los poetas donde viví una década y ella quiso que le tomara una foto allí.

Días después de su partida viajé a Santa Rosa, La Pampa, invitada como escritora junto a Selva Almada al XX Congreso Nacional de Literaturas de la Argentina, y allí la académica e investigadora tucumana Liliana Massara dio una charla sobre la poesía tucumana. Y acá sumo otra pieza al rompecabezas del nombre de la calle. En esa disertación Massara nombra a la poeta Dora Fornaciari, ¡mi vecina de enfrente cuando vivíamos en la calle Los Poetas! Y allí mi memoria recupera algo de la historia que voy a relatar aquí.

A principios de los años setenta vivíamos en esa calle de una sola cuadra muy pocos vecinos. Tres de ellos, ¡oh sorpresas del azar!,  éramos poetas: la tucumana Dora Fornaciari, Manuel Bendersky y yo.      Un día Dora Fornaciari nos dijo: Che, en esta cuadra somos pocos y de esos pocos nosotros tres somos poetas, entonces, ¿qué les parece si a esta calle la llamamos así? ¿La Calle de los Poetas? Nos pareció una excelente, poética idea. Fornaciari consiguió una tabla y gubia en mano la talló letra por letra, palabra por palabra, y la colgó en la esquina que cruza a la colectora de la Ruta del Faldeo o Avenida de los Pioneros. Se leía perfectamente "Calle de los poetas" y nos quedamos contentísimos con el bautismo de nuestra querida cuadrita. Ese cartel tallado por Dora estuvo allí mucho tiempo y el barrio aceptó el nombre de la calle y se hizo costumbre llamarla así hasta que algún gobierno municipal decidió reorganizar la cartelería de las calles y lo retiró. Se hicieron las gestiones de rigor ya que no queríamos perder esa denominación y en catastro municipal lo que se perdió fue la preposición “de” (que a nosotros tanto nos gustaba) y quedó nombrada así: Los Poetas.

Los Poetas tenemos nuestra calle en el barrio de Playa Bonita. Y no termina ahí el relato. Al final de la calle que, como les dije, duraba sólo una cuadra, plantamos un pino cuando nació otra poeta barilochense, Melissa Bendersky, a modo de celebración por la nueva vida, hermoso árbol que sigue allí formando una rotonda natural en el final de la calle. En la foto de Concha García se lo ve perfectamente. Y esta es la historia de la calle Los Poetas. Como de aquel trío fundador en Bariloche sólo quedo yo para contarlo –una suerte de narrador testigo-, lo hago antes que el tiempo, dislocado como está, me la borre por completo y se hunda en el oleaje del implacable olvido.

Por Graciela Cros

Bariloche, mayo 2020.

 

 

 

 Graciela Cros 36603250 2182913761995437 8288928157021503488 n

    Graciela Cros (1945) vive en Bariloche. Poeta y narradora, coordina talleres de poesía; es sin dudas una de las máximas referentes de la poesía de la Patagonia.

 

        Publicó Poemas con bicho raro y cornisas (1968); Pares Partes (1985); Flor Azteca (1991); Decimos (1992); La escena imperfecta (1996); Urca (1999); Cordelia en Guatemala (2001 y 2013, 2ª Edición); Libro de Boock (2004); La cuna de Newton (2007); Hacer la de Elvis (2009); Mansilla (2010); Cantos de la gaviota cocinera - Antología personal (2013); Pampa de Huenuleo (2017) y la novela Muere más tarde (2004).

 

          Editó varias antologías con una mirada antropológica. Su obra poética ha sido premiada y traducida  y aparece en numerosas antologías nacionales e internacionales.

 

          En 2019 publica Una decisión propia, antología que reúne poemas de Geihas, Siete Ángeles españoles y Cantos de la Gaviota Cocinera

 

 

Loading...
Loading...