El Colectivo del Barrio: Una apuesta por la solidaridad en Villa La Angostura

 

 

 

 

 

El Colectivo del Barrio en Villa La Angostura

#Latitudes

 Una apuesta por la solidaridad

 Villa La Angostura. Coordenadas: 40º45'18" S -71º 31' 40" O

El Colectivo del Barrio es una organización barrial que tiene como objetivo defender los derechos de los que menos tienen, tomando la fuerza del grupo como motor de lucha.

Está marcado en su trabajo ese rasgo de identidad solidaria patagónica en un pueblo que ha pasado por diferentes situaciones límites: erupción del volcán Puyehue en el año 2011, del volcán Calbuco en el 2012, corte de ruta 40 por desprendimiento rocoso en el año 2019.

 

Este grupo creció de a poco: a través de sus tres años de existencia han desarrollado acciones en bien del barrio Mallín y cercanos en Villa La Angostura, Nuequén: cursos de capacitación, merendero para niños con proyección de películas, cine para adultos, creación de taller de costura con compra de máquinas y en la actualidad comedor comunitario.

 

El grupo tiene firmes convicciones, a decir por ellos buscan “sembrar otra humanidad desde la humildad de las pequeñas acciones”. Una lucha contra la pobreza, la desigualdad, las necesidades básicas con apenas un puñado de dinero, brazos fuertes y poco apoyo institucional. Una quijotada sentida desde lo profundo de los corazones de esas mujeres y hombres patagónicos que luchan en silencio, desde un barrio humilde en una localidad que es destino internacional, por no quedarse afuera del sistema.

 

80548019 2481026658805904 1089174637926940672 n

 

Es indudable que hacen política. Pero de la otra: política de cubrir necesidades básicas, de enseñar a coser ropa o reciclarla, de dar apoyo a una mujer golpeada con acciones directas en un juzgado, de capacitar para cambiar realidades. Hacen política consiguiendo una ayuda económica, siendo intermediarios con un Estado lejano, que a veces se olvida que ahí, juntito a la cordillera se hace Patria.

 

Y lo creen. Creen en lo que hacen, luchan día a día con las necesidades de sus compañerxs. Tejen solidariamente con acciones. Porque en los barrios humildes se vive solucionando la urgencia: medicamentos, ropa, calzado, comida.También apoyan a la comunidad mapuche local, un colectivo que es de alguna manera “resistido” por algunos sectores de la sociedad. Entonces es que a veces la presencia de este tipo de grupos resulta molesta, porque pone en evidencia lo que le pasa a la gente.

 

Ellos creen en una democracia participativa. Yo también. He sido testigo de sus asambleas, me ha emocionado escuchar a una señora que, con sus pocas letras planteaba soluciones o el armado de un equipo de trabajo, sintiéndose segura y respaldada.

 

Las bases construyen democracia, las bases trabajan la calle, la participación legitima, y en El colectivo del Barrio no se concibe construir sin el elemento participativo de los compañerxs, sin la sensibilidad a las necesidades, sin un concepto democrático de la toma de decisiones.

 

Quizá sea hora que los gobiernos e instituciones escuchen y presten atención a todos los “colectivos del barrio” que trabajan calladamente a través de la geografía argentina.

 

Hacer política no es solamente estar en campaña o gobernar. También es  poner un plato de comida en un comedor social en plena pandemia mundial, con la ayuda de los propios vecinos o actores sociales como también lo hace otra organización: el Centro Cultural Manuel Belgrano que generosamente acercan lo que pueden, que se involucran con donaciones o trabajo personal, .

 

Todo un milagro.

 

Textos: Bett G.C.

Contacto: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

Loading...
Loading...